Bebés·Embarazo y maternidad·mamá·Niños

Boicot a la fruta

A raíz de comentaros en el post de ayer, que el niño ODIA la fruta, y sí, lo pongo en letras mayúsculas, porque lo suyo es cosa seria, he querido contaros como está siendo este tema para nosotros.

Cuando empezamos con la fruta, era una maravilla, la aceptó genial, y yo estaba la mar de contenta, porque la introducción a los alimentos, estaba siendo todo un éxito.

Llegaron los 6 meses y llegó la introducción de la carne, y con ella, nuestro martirio con la fruta. Fue probar la carne, y mandar a tomar viento la fruta, no había manera de que la tomara, ni natural, ni con leche, ni con cereales, ni de compra…

Probé mil combinaciones, y no hubo manera. Pero bueno, al final, con tanto probar, llegamos a una combinación que medio tolera, aunque cuesta un infinito que se lo termine. Unos potitos de fruta de mercadona, SOLO unos, que son de pera, plátano, y mandarina, mezclado a su vez con un iogolino natural, y así, entre canciones, dibujos, y engaños, se lo come.

He intentado desde entonces, mil cosas. Darle la fruta en mano, en un alimentador de silicona, aplastada, a trocitos, fría, del tiempo…NADA. Él escupe, hace arcadas, retira la cara, la tira al suelo, llora, chilla

Creo que a este niño, no le va lo dulce. No lo digo solo por la fruta. Cuando era más bebé, tomaba manzanilla de blevit, pues ahora no quiere ni olerla, monta el mismo espectáculo que con la fruta. Y con los cereales, mas de lo mismo, solo quiere los normales, ni los de miel, ni los de galleta, son bien recibidos por su exquisito paladar.

Pero bueno puestos a ser sinceros, he de deciros, que la semana pasada conseguí que bebiese 4 cucharaditas de zumo de naranja (yuhuuuuuu), porque otra cosa no se, pero cabezona, soy un rato, y por mis narices, que este niño va a tomar fruta.

Es más, también la semana pasada, estaba haciendo la compra y me dio por llevarme un potito de fruta de Mi Menu BIO. Esta marca por lo visto tiene gama normal y gama BIO, y dije “voy a darle al exquisito algo exquisito”. ¡BINGO! Se comió el potito ante mi cara de asombro.


He probado con otros, caseros y de compra, por si no fuese algo puntual, y nada, sigue sin quererlos.

¡La madre que lo parió, no tenía bastante con no querer la fruta que yo preparaba, que además, la que si le gusta, es de las caras!

Al menos, por lo pronto, ya podemos variar algo en las meriendas, y yo, seguiré intentando que se haga de nuevo amigo de la fruta.

Feliz día

Anuncios

3 comentarios sobre “Boicot a la fruta

  1. Aquí tengo otro que no soporta la fruta. Pasó de comérsela a bocados y gustosamente a no querer ni verla 😦
    Lo único que come/comía era la fruta deshidratada (tipo chips), algún zumo, batidos de leche y fruta hechos en casa (porque le hace gracia participar y darle al botón de la batidora) y las bolsitas esas de chupar. Precisamente esas bio, a veces, con suerte, sí las toma, pero frías de la nevera.

    La de recursos e ideas que hay que tener con estos peques!

    Besos!

    Le gusta a 1 persona

  2. Me pasó lo mismo con mi peque, daba igual como le diera la fruta (con galletas, cereales…) su cara de asco era exagerada, incluso vomitaba a propósito con tal de no comerla y ni potitos de compra, vamos desesperación total. Pero ay amiga, a los 14 meses le dí fresas picadas (sin triturar) que el pudiera cogerlas y masticar, oye mano santo. Ahora con 30 meses come toda la fruta que le pongas en el plato, eso sí, si son fresas mejor jaja. Así que no desesperes que tarde o temprano la va a comer.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s